La Mesa Larga

Por MJ. Sarmiento • 25 de abril, 2008 • Tema: Noticias

Santiago de Chile, Taller Huara Huara
Cerámica utilitaria -de autor- para el gran público
26 y 27 de abril 2008

“La Mesa Larga es una exposición y venta de cerámica utilitaria que el Taller Huara Huara organiza dos veces al año. Una especie de mesa de aproximadamente cien metros, que se arma por dos días a lo largo de los Jardines de Borderío, un parque que bordea el río Mapocho en Santiago de Chile.

La Mesa Larga

Visión parcial de La Mesa Larga / Empaquetando una de las obras

Sobre esta superficie los integrantes del taller Huara Huara exponen entre 1500 y 2000 objetos de gres, cocidos en atmósfera reductora, todos para uso doméstico. El 26 y 27 de abril de 2008 tendrá lugar la edición nº 15 de este evento. El objetivo, aparte por supuesto de las ventas, es abrir espacios a una cerámica funcional de calidad, pensada como pieza única y que plasme el espíritu de su autor. (En palabras de la organización del evento) Nos sentimos felices pues cada vez atrae mas público, es un paseo agradable, se ven bicicletas, familias enteras y ancianos que vienen a recorrer nuestra mesa y dialogar con nosotros”.

El taller Huara Huara, fundado por la reconocida artista-ceramista Ruth Krauskopf, viene cumpliendo su objetivo en torno a la cerámica de calidad. Contempla la intención artística con libertad, sin prejuicios entre los géneros (escultura y alfarería de estudio) y entiende la necesidad de convivir con ambas expresiones, adecuadas a cada momento. Una actitud que sin duda fortalece la apreciación de un arte abierto y liberado por la visión de la modernidad.

La cerámica actual es más experimental, expresiva y libre que nunca, pero, al mismo tiempo, retoma tradiciones milenarias. En el Taller Huara Huara nos proponemos, sin ignorar la tradición, aportar al mundo contemporáneo tanto la creación de cerámica utilitaria como de escultura. Para ello, cultivamos un ambiente propicio para la discusión e interacción, incorporando a ceramistas de diversas visiones y nacionalidades, y abriendo espacios a distintas formas de expresión.

Así, no es raro encontrarse con artistas consagrados admirando la obra de un principiante, aprendiendo de su frescura, de esa irreverencia por la técnica que muchas veces impulsa a quienes comienzan a lograr grandes aciertos. Tampoco es raro encontrarse con un nuevo integrante que escudriña a su alrededor, entre contento y respetuoso, admirando las buenas obras que contempla y quizás pensando si podrá llegar a eso.

Este ambiente recuerda nuevamente, por si lo hemos olvidado, que no todos los caminos son iguales, que la excelencia tiene que ver con el talento, con el compromiso y la perseverancia, con la capacidad para ser libres, con el rigor en el oficio, con el respeto por la propia identidad y con el talento por saber expresarla en un significado universal. Ruth Krauskopf

Información:

|

Escribe tu comentario

Nota: Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados para comprobar que no son mensajes spam. Disculpa las molestias.